Voluntariados en Polonia - AIESEC en México

¿Alguna vez has tenido una experiencia que cambió tu vida?

En AIESEC creemos que cada joven tiene el potencial de convertirse en un líder y promover los cambios necesarios para transformar su entorno. El voluntariado es una de las herramientas para desarrollar este liderazgo.

¿Te darías la oportunidad?
Tú puedes vivir la experiencia como voluntario global durante 6-8 semanas, desarrollando tu potencial al servicio de otros, poniendo en práctica tus valores, pasiones y habilidades en ambientes diferentes al tuyo, con el fin de contribuir a una causa global.

Conoce el proyecto: International Kindergarten

Se busca promover en la niñez de Polonia el intercambio y conocimiento de diferentes culturas por medio de talleres y actividades que promuevan la tolerancia y el respeto multicultural, con el fin de que sean ciudadanos globales.

#TuHistoria -Polonia

Sé un voluntario global:

 
Nombre
*
Apellidos
*
E-mail
*
Contraseña
*
Número Telefónico
*
¿Cómo te enteraste de AIESEC?
*
Estado
*
Universidad
*
 

Testimonios

Ana Karen Pérez, Cd. Obregón

“Fui parte del proyecto worldtalks en Polonia donde aprendí que una vez que rompes la barrera del miedo a un idioma diferente al que uno habla puedes romper las barreras de las diferentes culturas y tradiciones, hice grandes amigos, conocí grandes personas y sobre todo pude compartir mi cultura mexicana”

Andrea Casillas, Guanajuato

“Me conocí a mí misma y me di cuenta de todo lo que soy capaz de hacer, como impactar la vida de otras personas y el poder lograr los objetivos que me proponga, siempre y cuando haya constancia y dedicación, si se tienen las ganas de hacerlo por una buena causa.”

Ángeles Sánchez, Mérida

“Siempre he querido poder llegar a cada una de las personas, hacerles saber que alguien se preocupa por ellos y recordarles que son igual de amados que yo. Fui parte de un programa de community development que busca hacer un cambio en la sociedad, trabajando con personas con discapacidad. Fue una experiencia muy enriquecedora, pude aprender, viajar, conocer, ayudar, divertirme y crecer como persona.”